Renueva tu hogar con el Feng Shui Parte 1

La decoración de nuestra casa puede influir en nuestro estado de ánimo o a que incluso la energía positiva fluya. A grandes rasgos, es fácil llevarlo a cabo: aprovechar la luz natural, usar plantas, colores claros, madera….

Feng Shui significa ”agua y viento”así sabemos que se centra en el estudio de las líneas de energía. Según este principio existen líneas de energía positiva y negativa, por eso debemos colocar estratégicamente los muebles y la distribución de las estancias.

Todos los espacios de la casa deben tener una situación en la que nos transmita calma, paz y equilibrio, así podremos sentirnos a gusto y disfrutaremos de buena salud, debido a que elimina el estrés y da positivismo. Los cuatro puntos claves son: dormitorio, entrada, cocina y sala de estar.

Feng Shui en el dormitorio

La posición de la cama es fundamental. El cabecero de la cama debe estar orientado hacia la puerta pero no en línea recta, sino un par de metros hacia un lado.

Nuestra habitación es uno de los lugares más importantes de nuestra vida, dónde más tiempo pasamos a diario. Es donde dormimos, descansamos y reflexionamos, también un lugar de convivencia. Por eso, es donde más debemos cuidar la armonía para despertarnos más descansados y con mayor vitalidad.

La cama es el mueble principal del  dormitorio, lo que pongamos a su alrededor influirá en nuestro descanso. Es recomendable colocar adornos como cuadros relajantes justo enfrente de la cama, y que la decoración de la habitación no sea muy recargada.

Según cómo esté ubicada la cama, nos transmitirá una u otra sensación, según estos principios orientales:

Orientada al sur: fortalece la intuición y estimula los sueños y la capacidad de retención.

Orientada al norte: favorece la salud y la energía vital.

Orientada al oeste: provoca dinamismo y ganas de vivir.

Y si está hacia el oeste constituye un buen mecanismo contra el estrés y la agitación.

 

El dormitorio no debe contar con muebles que perturben el descanso y la tranquilidad. Colocar un portátil o un escritorio cercano a la cama puede favorecer el nerviosismo y la inquietud, en cambio. un buen aliado puede ser un sofá, un diván o una mecedora para leer.

La ropa de cama también es importante: debe tener colores cálidos, tonos lisos y textura suaves que nos inviten al descanso.

feng shui1

Un elemento que perjudica gravemente en el descanso y el equilibro de la habitación es sin duda la de un televisor, ya que según el Feng Shui, un dormitorio debe ser una estancia de descanso y relax, por lo que deberíamos dejar de lado elementos que sean perjudiciales para conseguir armonía. Sería un buen ejercicio de control limitar el espacio de teles y aparatos electrónicos para otros lugares de la casa como la sala de estar.

Otro aspecto a tener en cuenta es la de las plantas. Si bien en el resto de la casa es muy positivo porque da vitalidad, en un dormitorio ejerce el efecto contrario, ya que “introduce a la discordia y elimina energía positiva”.

En el siguiente artículo hablaremos sobre el resto de los puntos más importantes de la vivienda para adaptarlo al estilo oriental del Feng Shui. Hasta pronto!

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s